miércoles, 21 de mayo de 2008

ALGO MÁS SOBRE LA MODA ROMANA

Ayer nos contaba Domina Cupa la conversación sobre modas mantenida entre el procónsul y su nuevo camarada de pelo ensortijado, en la que ambos debatían sobre la conveniencia de que la toga cayera a la derecha o a la izquierda, y se lamentaban de las dificultades que encontraban al intentar que cayera por el centro, ya que les tapaba los ojos e impedía su visión. Y toda esta imagen del procónsul y su nuevo amigo colocándose la toga a uno u otro lado del cuerpo resultaba muy perturbadora, ya que a lo largo del proceso quedaban, como se puede suponer, con las vergüenzas al aire.
.
Y hay que decir que, en sus afanes de modernidad, el procónsul y su nuevo camarada tienen que tener en cuenta, sobre todo, que sus togas deben adaptarse a las modas de los samnitas y los sabinos. Y con respecto a la moda que rige entre los primeros, se dice son muy aficionados a envolverse en un lienzo que llaman “senyera”, y cuando hablan envueltos de este modo la conversación se hace muy difícil, porque cuando se les lleva la contraria alzan dramáticamente los brazos al cielo, se arañan las mejillas, se rasgan las togas y afirman que no se les esta contradiciendo a ellos sino atacando a todo el Samnio que ellos dicen representar, lo que resulta una escena muy vistosa de contemplar. En cuanto a los sabinos, la cosa se complica aún más, porque no sólo acostumbran también a hablar envueltos solemnemente en un lienzo similar, sino que además resulta muy difícil competir con ellos en cuestiones de moda, ya que son modernos desde hace 7000 años. Por el momento, nuestro Emperador ya ha adoptado la moda de las cejas a dos aguas impuesta por su Sumo Sacerdote, y no se descarta que el procónsul acabe perfilando las suyas de modo similar.
.
En cuanto a este nuevo camarada del procónsul poco puedo decir de él, pero se comenta que no es raro verlo por el foro hablando solo y murmurando para sí una extraña letanía que dice “quiero ser procónsul en lugar del procónsul”

8 comentarios:

Olimpiodoro de Tebas dijo...

El nuevo amigo del próconsul juró solemnemente poco antes de los idus de marzo no volver a aparecer por el Foro.
Según parece le importa un rábanum el que hoy en día proliferen los cronistas que gustan de redactar en sus pergaminos tales afirmaciones aparatosas.

Callo Tácito dijo...

Yo creo, Olimpiodoro, que al nuevo camarada del procónsul le molesta bastante que le recuerden esas cosas. Y posiblemente ambos envidian al Emperador, ya que los fieles de éste, en virtud de su fe, han sido bendecidos con la memoria de los peces. Quizás por eso ambos parecen estar decididos a seguir los pasos del Emperador.

c.hoyos dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
c.hoyos dijo...

DOMINA CUPA dixit:

Salve Callo:

Es verdad que los intentos del "ensortijado" por parecerse al Emperador son muy meritorios, sin embargo, se dice por ahí que anda como alma en pena, como tristemente y sin ilusión y no hay quien le consuele. El motivo es que se cuenta que ha intentado varias veces perfilarse las cejas como él, pero nadie se atreve a ayudarle. Dicen que es tarea de Dioses. El mismo, haciendo esfuerzos sobrehumanos, ha pasado el dia arrancándose pelo a pelo. Al caer la noche, sudando a mares y doliéndole todo el cuerpo ha caido rendido en el lecho pero con la ilusión de haber conseguido su meta. Sin embargo, al igual que en el castigo de Sísifo, al amanecer las cejas se había regenerado y se encontraban igual que siempre.

Pena me da el amigo del procónsul, castigado para siempre por querer parecerse al Emperador.

Vale.D.C

Callo Tácito dijo...

Domina Cupa, tu narración es escalofriante, y creo que la imagen del ensortijado amigo del procónsul con las cejas recortadas al uso del Emperador me perseguirá toda la noche.

ostra dijo...

Por donde yo vivo al ensortijado se le llama cariñosamente el topo. No sé si por los agujeros que ha hecho o por otra cosa.
Igual le cambiaría el semblante con una toga como la del Emperador, porque lo que es lo de las cejas va a ser difícil hasta que no se invente el láser.

mucio scévola dijo...

Pelo ensortijado, afición por los túneles y conductos oscuros... más parece que el compañero de Mariano esté adoptando la moda de los zerolotes.

Callo Tácito dijo...

Ostra, no se con cuál de los significados de topo quedarme.